El Carnaval de Santa Cruz de Tenerife puede presumir este año de que su reina infantil, Vera García Lima, es la bisnieta de Celia Cruz. Y en realidad no de una sino de tantas como componentes tiene el grupo de incombustibles amantes de la fiesta Las Celias, que nació hace veintiséis ediciones.

Ahí milita su bisabuelo materno, Ginés, que, a sus 80 años, es el veterano del grupo, junto a sus abuelos… De hecho, el tío abuelo es Javi García, uno de los fundadores del colectivo y, si faltaba ADN de Carnaval, el padre de la soberana es Samuel, que lleva saliendo trece años de los 34 años que tiene.

Fue precisamente el propio Samuel el culpable de que el diseñador Alexis Santana se fijara en la pequeña Vera, de 7 años edad. Como en el grupo de Las Celias son habituales las colaboraciones con otros creadores del Carnaval, caso de Borja Abreu o Juan Carlos Armas, y además hay más hijos de Las Celias, el padre de la hoy reina acordó junto a su esposa, Virginia, remitir un correo a Alexis para decirle que tenía la niña ideal para presentar una fantasía y hasta tenía patrocinador.

El creador del traje, que ya durante el confinamiento había estado ideando y trabajando en la fantasía La más bonita que llegó a Canarias, agradeció la propuesta de los padres y los emplazó con la niña para verla. «Desde el primer minuto me encantó», comenta con alegría y su eterna sonrisa Alexis Santana, quien destaca el protagonismo de la niña en el traje: «Le dio vida y lo disfrutó».

En el día después de Vera García como reina infantil del Carnaval 2022 la pequeña asistió a esta entrevista en compañía de sus padres, una jornada en la que no acudió a clase en su colegio Nuryana, donde cursa segundo de Primaria; de este no recibió la felicitación de la profe pero sí el mensaje de que la pequeña se había ausentado de clases. ¡Si es la reina! (entiéndase la exclamación en clave de humor).

Alexis Santana retoma la conversación. «Estoy encantado con los padres». La estirpe de Las Celias está garantizada. Junto a la soberana infantil, su hermana Olivia, de dieciséis meses, que viene pisando fuerte para seguir los pasos de la primogénita.

A la pequeña Vera no hace falta ni preguntarle qué quiere ser de mayor: bailarina, responde, y es que no para de moverse, y eso que la entrevista se desarrolla después de haber comenzado a primera hora su turné por los estudios de radio y televisión, hasta la cita con la prensa, ya al mediodía. «Está activa», comentan sus padres felices con su vivaracha hija.

«Otra pregunta», pide Vera a su interlocutor, lo que desata las risas de su madre, Virginia. «Cuando le preguntabas qué quería ser de pequeña te decía que policía y comparsera; ahora quiere ser gimnasta». Y es que solo basta con verla, con ese buen garbo de lado a lado sin parar. Nadie diría que ha vivido en un frenesí desde la tarde del domingo y ella con la frescura de quien acaba de levantarse.

Entre sus aficiones, el baile y la gimnasia rítmica, y el tik tok, apostilla la madre de la reina, sorprendida por el manejo y las coreografías de su pequeña, y eso por lo poco que le dejan el móvil los fines de semana.

Entre los momentos más bonitos vividos desde su proclamación, el trato con las compañeras. «Hizo amistad con Leyre González», que lució la fantasía La que hemos liado, pollito, una creación de David Afonso. «Fue muy bonito y entrañable el momento que vivimos detrás. Cuando acabó la gala y ya estábamos todos recogiendo, Leyre le pidió a su diseñador y su familia que, nada más salir del traje, ir a saludar a su amiga Vera para felicitarla por la elección como reina», explica Samuel.

Otro de los momentos entrañables, la dedicatoria de la reina infantil. Nada más se procedió a desvelarse el nombre de la ganadora, los medios de comunicación fueron al encuentro de Vera y le preguntaron: «¿A quién le dedicas el cetro? ¿De quién te acuerdas ahora?». La pequeña Vera lo tuvo claro: «Se lo dedico a mi hermana Olivia (que tiene 16 meses) y a mis amigas del colegio». «Ni de los padres se acordó», comenta con jovialidad y gran humor Virginia. «En el colegio le había dicho a mis compañeras que me iba a presentar a reina y estaban muy contentas; y me fueron a ver», agradece la reina infantil.

En la conversación con los padre, el diseñador y la niña, Vera reconoce que le gustó el traje de Leyre, no solo por lo llamativo del título «La que hemos liado, pollito», sino por el resultado final. «Está muy bien trabajado; ese diseñador viene pisando fuerte», comenta Alexis Santana en referencia a David Afonso.

El creador de la fantasía ganadora, La más bonita que llegó a Canarias, que contó con el patrocinio de Marino Tenerife, explica el origen de la idea. «Estábamos en pleno confinamiento por la pandemia y gracias a que tengo el local frente a mi casa –y que tengo un perro y podía salir, comenta con humor– comencé a realizar la fantasía», explica.

Homenaje al turismo
«El traje es un homenaje al turismo y a todos los profesionales que pertenecen a este sector», sentencia Alexis Santana, después de precisar que «mi madre, mi tía y abuela han trabajado en ese sector como camareras de piso y conozco de primera mano la importancia que supone en el tejido económico de Canarias, pues permite el sustento de miles de familias».

El diseñador trae al recuerdo incluso el boom del turismo suizo en 1955, cuando llegó a Canarias, para ahora justificar ese tributo que escenifica con barco, tren y avión que destacan en el traje.

Las mieles del éxito no le son ajenas a Alexis Santana. Nacido en 1989, ya se estrenó en el año 2012 cuando presentó a su hermana Marta en la gala infantil de Santa Cruz. En aquella oportunidad quedó cuarta dama de honor; a la siguiente repitió experiencia… y Marta fue elegida reina del Carnaval con el segundo traje que hacía Alexis, que se curtió como diseñador en las galas infantiles. Luego flirteó en la tercera edad, en este caso de mano de su abuela, Isabel Luis Domínguez, en 2016, con quien logró el título de segunda dama de honor.

En la trayectoria de Alexis Santana un hito en la historia: la guardiana del cetro, título que cosechó en 2020 con Naomí Cabrera, si bien esta edición suma una tercera dama en la gala de los mayores y el nuevo cetro infantil; el tercero después del cosechado con su hermana en 2012 y revalidado en 2015. Y una victoria moral, haberse quedado a las puertas de la corte de honor en la gala adulta de esta edición. Pero lo mejor, La más bonita que llegó a Canarias, la bisnieta de Las Celias.

Humberto Gonar eldia.es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.