El Ayuntamiento de Santa Cruz ha optado, finalmente, y después de que la licitación para adjudicar la construcción del escenario del Carnaval quedase desierta, por negociar con varias empresas la ejecución del mismo, a través de un procedimiento negociado sin publicidad. Por lo tanto, el Consistorio chicharrero, y según lo anuncia el edil de Fiestas, el nacionalista Alfonso Cabello, ha descartado que el Carnaval de 2023, dedicado a Nueva York, solo tenga un escenario de luz y se ha empeñado en mantener el decorado corpóreo, intentando llegar a un acuerdo con alguna entidad.

“Hemos decidido llevar a cabo un procedimiento negociado sin publicidad, manteniendo las estructuras que estaban diseñadas en el proyecto técnico y artístico del arquitecto Carlos Santos. Ya hemos iniciado la conversaciones con las empresas que se han puesto en contacto con el Ayuntamiento, alguna de ellas desde la Península”, apunta el concejal. Eso sí, aclara Cabello, el presupuesto establecido desde el principio, 230.000 euros, no se podrá tocar.

Explica que solo se podrán negociar modificaciones sustanciales del escenario, con el objetivo de abaratar costes. El responsable del Organismo Autónomo de Fiestas confía en que el decorado previsto, que se instalará en el Recinto Ferial, esté completamente listo para los Carnavales, que comenzarán el 20 de enero de 2023, con la presentación de las candidatas a Reina, en las diferentes modalidades. “Ya estamos al límite de la fecha, pero lo conseguiremos”.

La licitación para adjudicar la construcción del decorado del Carnaval de Nueva York quedó desierta, pues no se presentó ninguna empresa. El Ayuntamiento tenía dos opciones, o apostar por un escenario solo de luz y pantallas o negociar, sin publicidad, con varias empresas la ejecución del decorado corpóreo. Al final, ha optado por esto último.

Humberto Gonar eldia.es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *