A estas alturas ya sabríamos nuestro disfraz, ya estaríamos agotadas del trabajo de muchos meses de ensayo y estaríamos en la cuenta atrás para nuestra presentación.

Ya estaríamos llenas de nervios al pasar por Santa Catalina y ver el montaje del escenario que tantas emociones y diversión nos da.

Serían días de afonía, nervios, emoción, risas, lágrimas, algún enfado irracional, estar hasta las tantas en el local, cuadrando horarios para no faltar a ninguna actuación, comprando entradas para las presentaciones de murgas compañeras, pensando en las trenzas para recogernos el pelo, organizando los disfraces para entregarlos a las componentes, buscando purpurina, durmiendo poco y soñando mucho…

Pero no.

Este año no habrá locura, no habrá charlas sobre el Carnaval de Cádiz, no compartiremos cenas para ver el pedazo de espectáculo de nuestros drags, no podremos hacernos disfraz grupal para ir de un pueblo a otro, ni visitaremos el taller de nuestros diseñadores para que nos ajusten el disfraz, ni compartiremos encuentros con las murgas amigas, ni haremos quinielas de premios, ni aplaudiremos las canciones, ni veremos brillar a las reinas, ni veremos bailar a las mejores comparsas…

Este año, a pesar de poner todas nuestras esperanzan en la llegada del 2021, tenemos que seguir en casa, con mascarilla, cuidándonos y cuidando a quienes nos rodean y guardando todas estas ganas de Carnaval para cuando llegue el momento de volver a ponernos un disfraz y disfrutar de este pasatiempos que tanto adoramos.

¡Feliz 2021!
Lo mejor está por llegar.
#golis #volveremos #COVID19 #sanitarios #carnaval

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.